VISITAS

 

 

 

 

 

 

 

 

 

JAMES DEAN

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

¿Se puede expresar mejor el carisma del actor con otras imágenes que no sean estas?

 

Dicen que a los seres humanos muchas veces se les enjuicia por sus ideas, por sus actos o sus palabras. Dicen que si a una idea se le transforma en proyecto pasa a ser una realidad en poco tiempo, pero para hacerlo efectivo está la palabra, esa aptitud oratoria que a veces se emplea sin saber y otras se suelta para dañar.

 No es mi caso, procuro siempre que me dejan utilizar mi forma de hablar como síntesis de lo que vive en mi interior,  creo que hasta la fecha lo voy cumpliendo, pero cuando vuelvo a leer las palabras que James Dean dijo a lo largo de su corta vida, siento que hay un mundo dentro de verdad....

 ¿Parecido al mío....?

¿Similar a la persona de a pié?

No lo creo, pero de lo que si estoy seguro es que no encuentro mejor forma de comenzar esta trabajo sobre James que, exponer sus frases, por su donaire, su alarde de ingenio o tal vez por el sentido equivoco y ambigüedad.... Creo que no hay nada como exponer el deseo de Dean hacia el entrevistador y emplear para ello lo que mejor le define:

!! LA PALABRA Y TAMBIÉN LA IMAGEN !!

Frases dichas por el actor..

 

   "Mi madre murió cuando yo tenia nueve años....¿que podía hacer?, lo hice todo yo solo"-

"Un actor debe aprender todo lo que se puede saber. Experiencia; hay que experimentarlo todo, o acercarse a ello lo mas posible."-

"Nadie ha hecho nunca nada por mi. No le debo nada a nadie"-

"Creo que la razón primordial por la que existimos, por la que vivimos en este mundo, es el descubrimiento."-

"La única grandeza del hombre es la inmortalidad."-

" Desde mi punto de vista, la carrera de un actor se empieza a preparar en la misma cuna."

"No sólo quiero ser el mejor. Quiero llegar tan arriba que nadie pueda alcanzarme; y no para demostrar nada, sino para estar donde hay que estar cuando se le dedica toda la vida y todo lo que uno es a una cosa."

"No actúes...Si estás fumando un cigarrillo, fúmatelo: no actúes como si te lo estuvieras fumando"

"La gente me decía que me parecía a Brando, incluso antes de que yo supiera quien era Marlon Brando. No me ofende la comparación, porque es mi mejor amigo. No he conocido una persona como Bran, es sensible, desprendido, paciente y el mejor actor del mundo. Yo en ocasiones, cuando interpretaba a Jett en GIANT, le imité y eso solo él y yo lo sabiamos".

"Lo que dentro de mí hace que sea como soy es como una película. La película solo funciona en la oscuridad, deja que entre la luz y la destruirás".

"Aunque viviera cien años, no tendría tiempo para hacer todo lo que quiero."

James Byron Dean nació un 8 de Febrero de 1931 en Marion (Indiana) y con tan solo 24 años, logró hacer lo que nadie consigue ni viviendo esos mismos cien años a los que él se refería:

!!! LA INMORTALIDAD !!

La tremenda inseguridad de James no residía en sus comienzos, estaba en su enorme timidez, en el miedo que le invadía cuando se sentía observado, enorme problema siendo actor, pero fué incapaz de resolverlo, ni rodeándose de la babosa corte que le seguía incansable, ni saliendo con las mas hermosas mujeres del momento, ni dejándose seducir anónimamente las noches en las que temía que rasgasen el velo que cubría su vida. Siempre lo arrastró, eternamente.....Y de hecho, hoy en día cuando se habla de él, es como si nos refiriéramos a esa especie huraña de actor, comedor de masas, esponja de imagen, pero inseguro, tímido y frágil como el vuelo de la paloma

Nada en James es forzado, nada de lo que se ve en pantalla es premeditado, es el mismo James el que se nos presente ante nosotros, con sus manías, virtudes,  tics, su egolatría.....En esas solos tres películas, a las que confieso tener debilidad, concretamente con GIANT, son un resumen perfecto de como debe ser un actor, de lo que podía haber trascendido en su profesión a lo largo de esos años que no vivió...... de su misma persona también y de ese otro ser que bullía en su interior. James es otro de esos nombres que al igual que Marilyn, Hudson, Garland  y otros muchos se anticipó en nacer y como consecuencia de ello, pago una factura elevada ....

Creo que para dar mas crédito a mis palabras, bastan estas imágenes de GIANT:

George Stevens tenia fama de ser un director duro. Sus películas eran auténticos éxitos de publico y los métodos que pudiese emplear no importaban a nadie en los rodajes. En esta ocasión a la que yo me estoy refiriendo y con un calor sofocante, durante la primavera de 1955 en el desierto de Texas, se preparaba una secuencia de Giant. Los actores principales llevaban soportando una enorme presión entre ellos, acrecentada por la rivalidad absoluta entre Hudson y Dean, a pesar de existir una atracción de James hacia Rock que traspasaba la misma cámara. Dean llego hasta las manos en mas de una ocasión, sintiendo celos del actor, al que llamaba cerdo y al que llegó a odiar por sentirse rechazado. Todo esto lógicamente fué incomodo para el equipo, sobre todo para Elizabeth que era amiga de ambos, pero gratificante por el resultado final, en donde los personajes interpretados por ambos, reflejan, mejor que en cualquier otro film, la  rivalidad, el poder, el amor y el odio entre dos hombres por la conquista de la tierra a través de la figura de una bella mujer. Personalmente creo que al margen de las inmensas cualidades de este épico film, para mi son las secuencias que reúnen un interés especial, como persona y cinéfilo...

El papel interpretado por Hudson en un principio se le ofreció a Marlon Brando, pero el actor por amistad con James, lo rechazó ante las suplicas de las que era victima por su amigo, y por el enorme interés de este por trabajar al lado de Rock, el candidato mas firme después de Brando. Marlon rechazó el papel y lo demás es ya historia.....

 

James le gustaba reunirse de muchos amigos, sentir que era el centro de atención, y obligándoles a escuchar como recitaba las obras clásicas sin parar. También cuentan de esas reuniones que el actor realizaba en la residencia de su íntimo amigo Marlon Brando, sin su consentimiento y a las que asistían: Sal Mineo Natalie Wood, Ursula Andrews, Montgomery Clift, Liz Taylor, Pier Angeli y otros muchos mas, los excesos constantes del actor y la mínima importancia que le daba a su físico, a su salud.....Solo deseaba sentirse amado, admirado y su egocentrismo en estas reuniones eran realmente asombrosas, como todo lo que rodeó siempre a este mito del cine. James fué especial en todos los sentidos imaginables, en todos y en esa englobalización entra lo que puede ser placentero en la existencia de un ser humano.

La composición que precedía a sus personajes,  contando con sus grabaciones del Actor-Studio, obras teatrales, tiene absolutamente todos un punto en común:

 La rebeldía.

No creo que haya existido, ni exista un rebelde con tantas causas como  Dean, un hombre con tantas ansias por conocer y con tanta necesidad de amar como la que existía en aquel niño de Marion (Indiana), que traspasó la barrera de la fama con la furia del viento, estrellándose en una noche de tormenta...... ol con, aunque solo fueran veinticuatro cortos años, o en la piel de aquel adolescente huraño que se declaró contrario a la guerra de Corea.

En los años 50, fue un autentico ídolo de toda la juventud. Su manera de actuar, de caminar, de hablar, de mirar con esa insolencia patente, era mundialmente imitada al máximo por todos los jóvenes, y aun, hoy en día, su recuerdo sigue tan vivo como lo estaba James Dean el día en que sentado en un viejo cine de Indiana, presenciaba un film de Laurence Olivier y se juro así mismo que en un futuro no muy lejano, llegaría a declamar a los  clásicos como lo hacia el inolvidable actor ingles.

Tuvo un triste final, pero ni el mismo pudo predecir que con solo cinco películas, con muy pocos años vividos, una de sus mas famosas frases le iban a servir de bandera con tanta legitimidad como sentido lleva la propia frase. Quizás porque James Byron Dean, pertenece a esa raza que agrupa solamente a los mas grandes.

Si James Dean es un mito de importancia vital para todo el cine, y para todo cinéfilo que se precie, su estructura como hombre y actor no tiene comparación posible. Tal vez por su tristeza latente, por su sensibilidad palpable y por su forma de vivir y ver la vida, su mito se difumina con otro de proporciones gigantescas como es Marilyn. Debemos agraceder al cine, a sus actores de leyenda y a esa época inolvidable, habernos dado tan inmortales personajes, a los que recordaremos siempre, mitificándoles aún mas.

La imágen anterior de JAMES DEAN, nos muestra la mirada triste, perdida y desconfiada en un espejo irreconocible del actor al que nos tenia acostumbrados en pantalla. Sus ojos se pierden en la lejanía de los sueños y nos abre la ventana para conocer a uno de los hombres mas importantes del cine de todos los tiempos, un gigante en toda magnitud, un personaje de autentica leyenda, el ídolo de generaciones, y cuyo solo nombre al ser pulsado en cualquier buscador de Internet, nos entrega mil y un website en donde navegar buscando la información, las imágenes, los films y la muerte trágica del actor, pero pocos nos dan la oportunidad de rasgar su piel, introducir el mas fino bisturí, y penetrar en el interior de su compleja vida. Esa es exactamente la tarea que me he propuesto después de investigar a fondo, de documentarme como siempre hago en todos mis trabajos, dándoles a esos miles de fans de JAMES DEAN la oportunidad de ver el interior de un retrato al que tristemente no podemos denominar "EL RETRATO DE DORIAN GRAY", no por el nombre en sí del gran clásico de la literatura, sino por la complejidad en ambos paralelos, en los que entrelazo la vida de un hombre y reflejo su interior de la mejor manera posible, sin dañar la imagen, pero sí dibujando su metamorfosico interior con pincel de sangre.

No alcanzo a vislumbrar que hubiera sido a lo largo de los años la carrera de James Dean, de no haber muerto tan jóven, no lo consigo porque por una parte pienso que ninguna figura del cine habría podido destrozar todos los cánones mas convencionales que él, y por otro su nombre hubiera llegado a cuotas tan altas que la mente humana no puede imaginar. El mito de James, al igual que Marilyn, posee unos cimientos tan sólidos como las columnas que sostiene el altar mayor del Vaticano, su nombre es aval de rebeldía, inconformismo y creatividad. Yo creo que James Dean era un actor intuitivo, personal, único, con un leve toque Actor Studio, sin llegar a ser autentico método. Su presencia en la pantalla es tan enérgica y fuerte como las cataratas del Niagara, con la particularidad que como éstas, arrastran todo a su paso sin dejar el mas mínimo rastro. Mi intención es, precisamente mostrar ese rastro que el agua enfurecida no deja ver a su paso, aunque el lienzo final, al igual que en la obra de Wilde, "El retrato de Dorian Gray", nos regale un fondo nada agradable.

Tuvo la mas fiel defensora, amiga y confidente en la figura de Elizabeth Taylor. De todos es sabido la importancia que tiene en la vida de Liz la amistad, pues en este caso pasó a ser su madre, su hermana, su amiga y la primera persona que tuvo entre sus brazos el cuerpo destrozado del actor cuando tuvo el trágico accidente. James confesaba a la actriz sus inquietudes, sus penas y preocupaciones, pero jamás siguió las pautas que le aconsejaban, era un hombre libre, temperamental, emocionalmente inestable y con personalidad tan variable que, seria un paciente francamente interesante para cualquier psicólogo. Tenia todos los perfiles del clásico esquizofrénico y como tal se comportó durante su corta vida.

La homosexualidad de James Deán es historia y a ella pertenece, al salir a la luz testimonios, cartas, entrevistas de sus amantes y confidencias de figuras del cine. No voy a hacer hincapié en esto, porque su condición sexual era tan válida como cualquier otra. Lo único que no comprendo bien es la forma en que el actor asumía su condición. Se tomaba el tema a broma, jugaba con las palabras y luego hacia lo que le venia en gana. Quería ser libre en esto también lo fué.......

 Su homosexualidad era algo mas con lo que James tenia que llevar consigo desde niño, no lo gritaba a los cuatro vientos, ni sentía vergüenza por ello, pero nunca lo dijo en publico, solo lo sabían sus mas íntimos amigos, las personas que tenia cerca, con las que convivió o trabajó....... (Palabras de Elizabeth Taylor), y la disfrazaba con un cinismo festivo, como por ejemplo, este caso:

 

En la Unidad de Servicio Selectivo de Fairmount el actor expresó su repulsa a ser reclutado para Corea aludiendo que era homosexual. Años después, en una entrevista que concedió le preguntaron:

-¿Como hizo usted para librarse de ser reclutado?-

Su respuesta:

-!Le dí un beso al médico!-

Ahí tenemos la transparencia de su cinismo.

Cuentan que frecuentaba con asiduidad un club gay llamado "Iris", en donde era conocido como "cenicero humano", a James le gustaba ser manipulado por todos, ser violentamente seducido en el mas amplio sentido de la palabra. Una de sus mas conocidas desviaciones era ser pisoteado totalmente desnudo por todas las partes de su cuerpo, y para ello elegía cuidadosamente a sus torturadores, siempre hombres de cuero negro, fuertes, atractivos, a los que pagaba cantidades de dinero, y con los que acababa en su casa, dejándose a todo... ¿Masoquista?..... pienso que disfrutaba con ser violentado, dejándoles volcar su salvajismo en su cuerpo, alcanzando así su placer cuotas mas elevadas.

 También consta en el examen medico que se le hizo después del accidente, que su cuerpo, en especial el torso estaba lleno de cicatrices.

Hay una entrevista que le realizaron meses antes de fallecer, en la cual el propio periodista puntualizaba su labor como una de las peores experiencias de su vida. Durante su trabajo- cuenta el entrevistador- el carácter de James Dean fué de lo mas cambiante, desde quedarse mirándole fijamente sin pestañear, hasta responder con una frase totalmente fuera de contexto, como ir haciendo cosas extrañas con los dedos y enmudecer, marcando pausas a su antojo. Ya en aquellos días la adicción por las drogas, el alcohol y demás sustancias, habían marcado la vida de James de forma dramática. Fumó marihuana durante el rodaje de GIGANTE de forma constante. George Stevens tuvo que ordenar retiraran los primeros planos del actor en el film, porque se veía perfectamente en sus ojos ese halo de ausencia, producido por la droga.

 Yo, pienso que aunque Dean no hubiese muerto en ese trágico accidente, el destino o él mismo, se habrían encargado de dejarnos de manera parecida...... Había nacido para ser un mito en toda la extensión de la palabra, y no especialmente por su vida, Dean era como Marilyn, un mito en todo el amplio sentido de la palabra,  ambos penetraban  la pantalla, destrozando lo establecido, con o sin justificación. No eran materia, los dioses nunca lo son, ellos nacieron, vivieron y se fueron, pagando el cambio con una moneda sin valor en tierra desconocida, derritiéndose como cera ante el sol.

Quizá un dato mas para conocer esa otra personalidad de James Dean está en su indisciplina ante las cámaras. La obsesión del actor por hacer notoria su presencia era brutal en los estudios. Insultaba a sus compañeros de rodaje, escupía constantemente, fumaba droga sin parar, no se sabía el guión y su indisciplina acababa con la paciencia de directores, productores, etc. Rodando  "Rebelde sin causa ", el director Nicholas Ray tuvo que llevarle a una farmacia para comprarle un medicamento para combatir una infección que el actor padecía en sus genitales. La actriz Natalie Wood se quejaba que James no paraba de rascarse y eso la ponía enferma. También se dice que en un descanso del rodaje del film, y cuando se disponía el grupo a comer, tiró toda la comida al suelo sin motivo. Eran reacciones de un enfermo y como tal se comportaba.

Mantuvo como nadie su nombre hasta el final, y aún hoy, cincuenta años después de su muerte, se siguen recibiendo en los Estudios de Warner Bros cartas dirigidas a James Dean. Su mito cobra fuerza cada día que pasa...

¿Tal vez su personalidad es etérea e intemporal?

 ¿Será reflejo de ese otro yo que todos llevamos dentro?...

¿Realmente le idolatramos porque forma parte de ese fantasma llamado ego?

No sé, puedo asegurar que su personalidad ha traspasado mi tiempo, puedo decir con esa libertad que él tanto amaba, que su solo nombre me intrigará, apasionándome siempre como si su ayer fuera nuestro hoy.

 

 

J A M E S  D E A N

" Según su mejor amigo "

MARLON BRANDO "

 

 

 

Los recuerdos nunca pasan, son como el viento....acarician, te hacen tambalear, refrescan y tersan el rostro.....luego se van, desaparecen y dejan partículas de su paso en el interior. Tal vez tenga algo que ver el recuerdo de una mítica película...LO QUE EL VIENTO SE LLEVO y como ella, los frescos renacentistas de su plasticidad colorista te hagan embarcar, y surcar esos mares sin rumbo fijo que es la propia vida de cada ser humano. Nunca el viento se lleva nada, porque queda con nosotros el recuerdo, las horas vividas, los momentos saboreados y el sonido de unas voces que te hacen navegar y navegar como un Ulises cualquiera hacia el canto de las sirenas. Eso me sucede en este instante crucial de mi vida, en esta etapa en que los sueños son parte de una realidad y el mar está en calma, después de la tempestad. No puedo, ni quiero oscurecer paginas amarillentas de mi vida, ni obviar capítulos que fueron grandes ventanales donde contemplar mi vida, y mucho menos dejar atrás aquellos años setenta, donde el mar poseía el tono de los sueños y el cielo le acompañaba, en una danza de sentimientos, encuentros y locuras. ¿Acaso el ser humano cae en la utopía de navegar sin rumbo fijo?, ¿Es preciso ser campo yermo, cuando la tierra pide a gritos ser regada?, ¿O acaso el hombre tiene las tablas de la ley, donde todos deben acatar sus reglas?. El hombre es el mismo mar,  posee la calidez de sus aguas, donde se baña constantemente y mira el ocaso, mientras espera impaciente que ese viento vuelva a surcar del horizonte, para saber que vive y sentir que su campo comienza a estar húmedo.

Son mis sentimientos actuales al recordar aquellos años setenta de mi juventud, en una ciudad, bajo un cielo de enorme belleza y rodeado de la propia historia, masticando lentamente todos los instantes vividos, porque de ellos me he ido alimentando a lo largo de mi vida, y son parte del origen de mi presunta banda sonora cinematográfica. Tal vez de no haber pisado Paris en Mayo de 1968, tal vez de no haber vivido la revolución estudiantil que cubrió la ciudad de parte a parte o no haber entrado en el Museo del Louvre, hubiera terminado mi carrera de Psicología y sería uno de esos hombres anónimos que sentados tras una desnuda mesa de roble, escuchan los amores y desamores de las propias sirenas, o a lo mejor tendría una aburrida tienda de libros, donde mi cuerpo se impregnase del olor de los manuscritos antiguos..... Pero no sucedió así, mi vida no fué por ese camino.... volví a Paris en 1970, crucé mi arco de iris, saboreando a conciencia la ciudad mas bella del mundo, dejando atrás aquel Mayo, cuando escuchaba los gritos alborotadores de los jóvenes estudiantes y volví a contemplar mas de cerca la enigmática sonrisa de una Gioconda, muda en su óleo sobre tabla de álamo de 77 x 53, que parecía decirme algo que no comprendí entonces..... Pero en mi banda sonora entró en ese instante un adagio de tempo allegro maestoso y bajo el marco del Museo francés tuve el enorme privilegio de sentir sobre mi hombro el roce de una mano. A partir de ese mismo momento, pude sentir que el mar poseía un tono de sueño, el cielo le acompañaba y las estrellas se rompían en mil pedazos, porque aquella mano era la de MARLON BRANDO.

Y vuelvo a contemplar  la enigmática sonrisa de una Gioconda, en su óleo sobre tabla de álamo de 77 x 53, que parecía decirme algo que no comprendí entonces.....

Sé que él camina descalzo por mi mar de ensoñación, veo su desnudez al fondo del crepúsculo, está libre y sin ataduras, percibo su sonrisa de agradecimiento mientras escribo, noto claramente el roce de su mano sobre mi cansado y maduro cuerpo, como dándome ánimos para continuar....

Dentro de mis artículos sobre el cine, sus leyendas y mitos, existe un enorme paréntesis que lo cubre completamente el nombre de Brando y eso no lo puedo obviar, porque escucho todavía su peculiar voz, su mal acento español, recuerdo y bebo de las muchas vías de conocimientos cinematográficos que él me inculcó en el transcurso de una amistad que duró treinta años. Me habló de su preocupación por la injusticia, por el hambre en el mundo, de su caminar por el cine, de sus fobias, enemistades y la importancia que daba al ser humano, al que siempre extendía sus manos, como quizá pensó al rozar mi hombro aquella mañana. De él aprendí no solo a ser mejor persona, sino a comprender el por qué y no preguntas dónde. De él bañé mi cerebro de cientos de narraciones sobre lo que yo amaba poderosamente, y él como adivinando en un túnel de tiempo, que algún día, en algún lejano lugar, machacaría el teclado de un ordenador, escribiendo y escribiendo sobre el Séptimo Arte, fué contándome parte de sus vivencias, aunque  imposible recordar todo.

Sé que él camina descalzo por mi mar de ensoñación, veo su desnudez al fondo del crepúsculo, está libre y sin ataduras, percibo su sonrisa de agradecimiento mientras escribo, noto claramente el roce de su mano sobre mi cansado y maduro cuerpo, como dándome ánimos para continuar y es lo que voy a hacer, continuar de la mejor manera que pueda. Tal vez muchos aficionados al cine me lo agradezcan, otros tal vez lo pongan en duda, pero a cualquiera de ellos lanzo mis recuerdos, antes de que el viento se los lleve para siempre, como homenaje y epitafio a la película de mi vida.

Brando tuvo muchos amigos, algunos son nombres conocidos por todos, otros quedan en el mas absoluto anonimato, cientos de ellos todavía estarán agradeciendo lo que hizo por ellos, otros tal vez maldigan su memoria, los menos lanzan biografías sin fundamento, cargados de morbo, otros abrirán su ventana y respiraran profundamente, intensamente al recordar su nombre. Y a lo lejos, muchos sufrirán en silencio al haberle descubierto recientemente por sus películas, pensando que ya no está entre nosotros. A todos ellos, sean del bando que sean, quiero indicarles que Brando amó la amistad por encima de todo, tal vez mas que su profesión, mas que a sus propios hijos y si tuviera que destacar un nombre, sería en este caso el de JAMES DEAN.

 

Yo no puedo narrar todas las conversaciones que en estos mas de 30 años mantuve, es materialmente imposible, mi humanidad se vulnera con el paso del tiempo y limita la memoria, pero voy a intentar extraer de ella todo lo que me contó sobre Deán.. Y lo voy a hacer de una forma un tanto surrealista, nada convencional para mi estilo, pero es la única que veo factible y mas acorde con mi realidad de escritor. Quizá solo él puede hablar de James, solo Brando le conoció en profundidad y como sus palabras suenan todavía en mí como tambores lejanos, quiero que sea el propio Brando el que cuente y desgrane su peculiar personalidad, la complicidad que les unía y la relación que mantuvieron en cortos años.

Con su voz en off y como si estuviéramos sentados ante una blanca pantalla , el propio Marlon fuera de cámara, va a ir relatando parte de lo que me dijo sobre Deán.

Quiero antes aclarar algo fundamental:

Han pasado muchos años y aunque recuerdo parte de sus palabras, sobre todo en el apartado de amistades, películas, anécdotas, fracasos amorosos o éxitos, hay muchas cosas que se difuminan al paso del tiempo, sin poderlo remediar...... Pero la forma en que él quiero que lo cuente, tiene que ser entendible, como entró por mis oídos en aquellos lejanos días en Paris, quiero hacerlo lo mas sincero posible, si en algo me equivoco, pido disculpas y espero sea comprendido....

 

 

"Aún siento mis piernas flaquear cuando llegué al punto donde Deán tuvo el accidente. Todo estaba revuelto, los periodistas, cámaras por todos sitios, todavía siento el enorme silencio que reinaba alrededor de aquel montón de chatarra humeante. Me llamaron aquel cruel 30 de Septiembre, no consigo recordar quién, pero lo hicieron por teléfono al plató donde estaba trabajando en "ELLOS Y ELLAS", para darme la noticia. No me gusta hablar de esto, pero lo único que quiero decir es que estuve muy poco tiempo en Paso Robles, solo el imprescindible para confesar en silencio a Deán la ternura que siempre sentí por él, que siempre supe que me amó incondicionalmente, y que tal vez yo no supe darle lo que necesitaba, solo pude ser su amigo y nada mas. Deán me dejó un enorme vacío y cuando salí de allí, mis pasos me llevaron a un bar solitario de la misma carretera de Paso Robles, era un motel, no lo sé con claridad, pero allí pasé la noche, embriagado de alcohol y llorando la muerte de uno de los hombres mas solitarios que he conocido".

   

"Cuando entré en el aula del Actors Studio el primer día, me sentí como un bicho raro, todos me miraban, no decían nada, pero mi aspecto, tal vez mis jeans usados y descoloridos llamaban la atención, o quizá mi gorra, no sé. Solo recuerdo un ambiente sórdido, silencioso, y cientos de ojos por todas partes. Me detuve un instante, entre las ultimas filas mi gran amiga Marilyn, a su lado Elia Kazan y mas atrás Shelly Winters, que tenía uno de los rostros mas bellos que recuerdo. Todos me sonrieron y Marilyn me ofreció un asiento al lado de ella. El silencio fué total cuando apareció Lee y se sentó sobre el escenario, su aspecto causaba respeto. Aquel primer día supe que aquellas enseñanzas no iban a ser precisamente las que yo utilizaría en mis interpretaciones, aunque algo de ello quedó inevitablemente. Lee Strasberg llamó a un alumno para representar un monologo de una obra de Henry James titulada "Los europeos", era un texto largo, insoportable, y el compañero lo interpretó a su manera, era como ver a un niño introducido en una jaula de oro, pidiendo a gritos salir. Aquella técnica no era lo que yo buscaba, pero seguí asistiendo a las clases como un alumno aplicado, sabiendo que no era lo mío. Lo que si recuerdo con enorme nostalgia y admiración, son las intervenciones de Marilyn,  estoy seguro no se sabia el texto, pero verla interpretar heroínas clásicas, con ojos humedecidos, moviendo su boca de la manera que ella hacía, te olvidabas de sus interrupciones al dialogo, salvada casi siempre por las indicaciones de Strasberg. Creo que si esas grabaciones salieran a la luz, tanto las de ella, como las mías, o las de los muchos nombres que luego fueron primeras figuras, las cantidades que se pagarían por ello, serian incalculables, porque son auténticas y de enorme interés para la historia de cine, pero esto, como muchas otras cosas que suceden en este mundo, no tienen explicación."

 " No sé si aceptaras venirte a Los Ángeles para ser un guionista, tienes cualidades, tú mismo me has dicho que tienes escritas tres novelas y una obra de teatro. En España las cosas, según me cuentas son difíciles, si no tienes un buen padrino, Yo te presentaría a mi productora y estoy seguro que triunfarías, pero te veo tan indeciso que adivino que vas a decir un nó como respuesta. ¿Te imaginas escribir un buen guión, asesorado por las cosas que te cuento, sobre mi amistad con Monty, Deán o la misma Elizabeth Taylor?, sé que podrías, y contarías con mi apoyo. He pensado muchas veces en la forma en que Deán y yo nos conocimos, y como se desarrolló esta amistad, sería un buen tema para el cine. Aún le veo con aquella camisa azul sucia, fumando, y la sonrisa a flor de piel, cuando se me acercó al terminar mi conferencia en el Actors. Estaba rodeado de muchos alumnos, todos querían saber y saber, yo les contestaba lo que me parecía, cosas superficiales, lo importante es la experiencia que cada uno luego emplee en el desarrollo de su carrera, ten en cuenta que muchos luego lo abandonan, acaban ejerciendo cualquier otra profesión, pero ví en aquellos diminutos ojos de Deán un halo de ambición, de seguridad....que en cierto modo me recordaba a mi mismo cuando empecé a frecuentas la academia. y eso me animó a fijarme mas en aquel muchacho desarraigado y triste. La primera impresión fué de curiosidad, no sé cual fué la de él, solo le veo como si fuera ahora mismo, como si el tiempo no hubiera pasado y resuena su pregunta en mis oídos. Se acercó y sonriendo me preguntó que pensaba de la vida, y que filosofía empleaba para asumirla, al ser tan famoso. Así de simple y de directo..... Esa fué la primera vez y no he podido quitármelo del pensamiento." 

BRANDO Y DEAN, DURANTE EL RODAJE DE:

"DESIREE"

"La complicidad que existió entre James y yo no se puede contar con palabras. Dean dependía de mi en casi todos los aspectos de su vida, me consultaba las ofertas que recibía. Cuando yo rodaba "LA CASA DE TE DE LA LUNA DE AGOSTO", a él como a mí nos ofrecieron participar en "GIANT", yo no pude aceptar, nunca creí ese personaje, además estaba comprometido con La Metro Goldwyn Mayer y con Daniel Mann para hacer "LA CASA DE TE DE LA LUNA DE AGOSTO", pero Dean insistía en que aceptada "GIANT", pero al final creció un desproporcionado interés por compartir cartel con Liz y Rock, y fué olvidándolo poco a poco. Mas tarde, cuando estaba en pleno rodaje, me confesó su atracción por Rock Hudson, el cual le despreciada públicamente, pero Dean insistió tanto, que tuvieron algún encuentro, él no podía dejar de alimentar su ego, y conquistar a Rock Hudson fué todo un logro. No puedo saber lo que Hudson sintió, pero conociendo este mundo, sé que James solo consiguió una mas de sus conquistas, que desgraciadamente cada día eran mas numerosas, hasta con seres anónimos que encontraba en los lugares gay que frecuentaba. Elizabeth Taylor le ayudó mucho durante el rodaje, sentía ternura por él. Años mas tarde ella me confesó cuando rodábamos "REFLEJOS EN UN OJO DORADO", que le hizo repetir el guión cientos de veces, pero nunca criticó su forma peculiar de vivir su personaje, nadie podía decirle a Dean como debería ser, era uno de esos monstruos sagrados que devoraban la pantalla con su estilo y capacidad. Creo que si hoy viviera, sería un actor de carácter, tenia todos los recursos del mundo para serlo. No hay un solo día de mi vida que no recuerde su accidente, mi presencia ante los destrozos de su coche, las palabras que interiormente le dije y aquella noche tremenda que pasé en el motel de Paso Robles."

GIANT

SU ÚLTIMO FILM

"Una noche no podía conciliar el sueño, ni las pastillas, ni el alcohol conseguían que pudiera dormirme. Cuando esto me sucede el teléfono es mi aliado, hasta en esto me parezco a Marilyn. Llamaba a Shelly Winters numerosas veces, ella nunca se molestaba, era como una madre para mi, una compañera increíble, al igual que Jessica Tandy, mi antigua rival de teatro en "UN TRANVÍA LLAMADO DESEO" y Maureen Stapleton, pero Shelly tenía el calor de una madre, las palabras apropiadas para cada situación, y la solución casi siempre a todo. Era una persona maravillosa y esa noche supo darme todo el consuelo que necesitaba ante la desaparición de Marilyn, que había muerto días antes. Shelly rodaba "LOLITA", y tenía que levantarse muy temprano para ir a los Estudios, pero supo retenerme al teléfono mas de una hora, nunca olvidaré ese día, me reconfortó, me comentó lo mucho que Marilyn me quería, lo mucho que ella hablaba de mi, y que estaría orgullosa de que continuase con mi carrera, porque me consideraba el mejor interprete del mundo. Sus consejos de que me refugiase en mi trabajo mas que nunca, y que buscara alguien que compartiera mi vida, serían dos puntos influyentes para pasar aquel trance. Le hice caso, siempre les hago caso a mis amigos, la amistad es lo mejor que existe. y curiosamente Shelly llevaba razón, acepté el papel de "REBELIÓN A BORDO"  y le propuse a Monty Clift que pasara una temporada en mi casa de Los Ángeles. Creo que aquella me salvo en cierto modo, a pesar de los problemas que Monty traía consigo." 

 

UN TRANVÍA  LLAMADO DESEO

 

"Compré una Isla, Tetiaroa, es un lugar paradisíaco, casi desnudo, casi solitario, posée el silencio del mar en calma, el color que siempre busqué y cuando terminé "REBELIÓN A BORDO" y a pesar de cometer el tremendo error de casarme, me iba siempre que podía a mi Isla, no puedo explicarte con palabras lo que ha representado este lugar en mi vida, les he dicho a mis hijos que cuando yo no esté entre los humanos, quiero que dediquen el lugar a mi memoria, que edifiquen un museo o que hablen de mi, tal y como ellos me ven, sin tapujos, sin mentiras, que se cuente como era MARLON en realidad, y que sea el marco de Tetiaroa el lugar donde plasmarlo. No sé si lo harán o nó, no confío mucho en ellos, solo les interesa el dinero, nunca se preocuparon de mi persona, de si estaba enfermo, si tenía problemas con el fisco, o si me penetraban una banda de negros gays, en cualquier callejón del Bronx. Pero eso no importa, sé que algún día lo veré desde donde esté. Ese lugar fué un remedio eficaz para muchos de mis amigos, James no llegó a conocerle mi refugio y fué una lastima, pero recuero una noche algo que me dijo: "Bran...¿Has pensado en irte lejos, muy lejos y perderte en una de esas islas del pacifico?, creo que en el fondo Dean sabía o intuía que haría algo parecido. Me siento orgulloso de tener esa propiedad y de que haya servido a muchos compañeros a disfrutar de la soledad que el actor necesita en infinidad de ocasiones, como por ejemplo me pasó cuando me encontré a Vivien Leigh destrozada, física y anímicamente, su estancia en Tetiaroa fué la mejor terapia que recibió en su vida, así me lo dijo y como ella muchos de mis compañeros."

 

Siento en mi una sonrisa clara y agradecida, envuelta sobre el mar y la arena fina de una isla llamada Tetiaroa, él me trasmite su satisfacción por mi trabajo.

 

"Dean vivió conmigo mucho tiempo, ambos compartíamos todo. Reconozco que la convivencia con Dean era de lo mas difícil, hubo noches en que pensando que yo estaba dormido, se levantaba en total silencio, se calzaba aquellas negras y sucias botas y se iba a emborracharse como un cosaco a los bares de la zona Este de Los Ángeles, Su lugar favorito era un club gay llamado "Iris". La primera vez que noté su ausencia, pude seguirle y después de entrar en el club, me salí a mi coche y le esperaba hasta que las luces del alba comenzaba a iluminar poco a poco las colinas de Hollywood y veía salir a Dean tambaleándose, con el pecho desnudo, los ojos perdidos, apartando a hombres que le seguian, posiblemente los que fué buscando al local. A veces me he preguntado si la presencia de la prensa hubiera estado allí, el escándalo habría sido tremendo, pero no sé los motivos de sus ausencias, tal vez estarían ocupados con otros personajes, tal vez en aquella época el mundo gay no les importaba tanto. Cuando llegábamos a mi residencia, el estado de Dean era deplorable, pero eso no le quitaba ni un ápice de ese aspecto de hombre desvalido que siempre tuvo. Yo sentía por él un cariño especial, sabía que su amor hacia mí era notable....Pensé muchas veces que si yo le hubiera hecho caso esas escapadas a los bares de la zona Este no se habrían producido. Años mas tarde me pasó lo mismo con Monty Clift, y tuve que para sacarle de situaciones parecidas a la que te cuento de Dean, tuve que coger el avión con destino a Londres, donde él rodaba una película. Monty era un ser todavía mas complicado que Dean, con la diferencia que Monty sentía terror por su condición sexual, al contrario de Dean, que la admitía totalmente. Siempre y cuando volvía a casa por la tarde, Dean nunca estaba, me había puesto una nota y había vuelto al rodaje de GIANT, con una naturalidad aplastante. ¿Sabes?, esto era algo que le envidié siempre, Dean podía haberse emborrachado como un pirata, haber sido penetrado por tres o cuatro hombres, hasta llegaban a robarle las pocas cosas de valor que llevaba, y apagaban sus puros habanos sobre su torso, algo que él disfrutaba con placer, pero siempre y al día siguiente volvía a coger al James Dean de siempre, y las cámaras se lo agradecían, aunque por desgracia GIANT fué su última aportación al cine."

 

 

"Cuando me hicieron las pruebas para rodar AL ESTE DEL EDEN, supe enseguida que no podría adaptarme al personaje, que estaba escrito para  JAMES DEAN, era él mismo, sus miedos, sus dudas, era James el actor idóneo y así se lo hice saber a Kazan, Elia lo comprendió enseguida y de esta manera fué como Deán se catapultó como un meteoro al estrellato, encarnándose a si mismo en la película. Yo nunca se lo dije, pero él lo supo siempre y cuando comentaba algo del film, decía "nuestra película". En REBELDE SIN CAUSA, demostró ser un innovador del arte interpretativo, al igual que yo, aportaba mucho de si mismo en todo lo que hacía. Profesionalmente en aquellos años de juventud nos parecíamos mucho y cuando al año siguiente le propusieron hacer GIANT, era ya un ídolo de masas, mucho mas famoso que yo y reconozco que nunca sentía envidia por ello. Disfruto cuando veo a mis amigos triunfar, es algo que no controlo, pero que me da enorme placer. El triunfo de ellos es el mió, como me sucede ahora con Jack Nicholson, Jack es uno de los mas grandes actores que existen, y me siento orgulloso de ser su amigo y vecino, pues nuestras casas están pegadas la una junto a la otra."

 

"De todas las mujeres que he amado en mi vida y son muchas, o las relaciones que he tenido con compañeros, me siento muy orgulloso y si volviera a nacer, haría lo mismo cientos de veces. Creo que el sexo no tiene sexo, dispone de amplitud de canales para gozar, lo que si comprendo y a veces me quita el sueño es no poder definirme como un absoluto hetéreo, porque no lo soy. Mira, yo en ocasiones pienso que hemos venido a la tierra a sufrir, ayudar, aprender o amar, y el orden que pueda llevar da igual, se puede amar sufriendo, y el amor sigue siendo un placer, tal vez Deán tenía razón, tal vez lo que él hacia con total libertad, es lo justo. En ese aspecto era mucho mas liberal que yo, como lo son muchos de mis compañeros. Yo puedo estar con un hombre,  amar y sentirme amado, puedo beber las mieles de una bellísima mujer, y dejarme seducir, adquiriendo una plenitud intensa, pero tanto de una forma como de otra, puedo llamarlo placer y su sensación es lo mejor que le puede ocurrir a una persona. Deán me dijo en una ocasión algo que no he conseguido olvidar, sus palabras siempre eran como dardos, los clavaba bien, con fuerza y aunque a veces hacían daño, nada estaba mas lejos de su intención. Recuerdo aquella noche, bebiendo, fumando, me dijo: "Bran...Eres todo lo que necesito en este mundo, nadie es como tú, siento que vives dentro de mí y a veces, sobre todo cuando ruedo, es un placer saber que estas dentro, que me dices cómo y cuando tengo que actuar..¿Recuerdas cuando te dije que en GIANT, Jett descubre el yacimiento de petróleo en Reata, y su cuerpo se cubre de negro?, no era yo, eras tú, siempre fuiste tú.". Aquella frase no la pude olvidar y siempre que he visto la película, y sale esa escena, me estremezco de felicidad, es como reencontrarme con él de nuevo".

 

"El temperamento de Deán era muy difícil de llevar, y convivir con él me trajo muchos problemas a nivel del servicio que tenia contratado con las personas que en mi casa trabajaban. Deán no era un hombre ordenado, al contrario que yo, como bien sabes. Tenia todo tirado por el suelo, los guiones que le habían ofrecido en muchas ocasiones no recordaba el sitio donde los había puesto y así casi todo, su ropa era un cúmulo de caminos de busca infructuosa, colgaba las camisas en el baño y los calcetines también, yo le decía que tuviera mas cuidado con sus cosas, pero me sonreía con aquella angelical mueca suya, y mi mundo se desmoronaba. Le quería mucho, era un hombre que pedía a gritos ser cuidado, atendido, mimado, en este aspecto se podía haber hecho un estudio de Marilyn, Monty y él, y no se de los tres cual necesitaba mas ternura, eran infinitamente especiales. Monty a su manera, con sus misterios, y sus problemas con Lamas, su amante, Marilyn intentando luchar contra el tiempo y queriendo ser primera dama de EEUU a toda costa, se la veía cada vez mas desvalida, y sobre todo cruelmente utilizada. Espero que alguna vez, tú como escritor, o cualquier otro, podáis contar la verdad de esta mujer, a la que quise. Deán organizaba sin mi permiso fiestas a las que yo no tenia ni la mas mínima información, les obligaba a recitar textos clásicos, a vestirse, disfrazarse, y siempre siendo el eje central. Una noche, su amigo Roddy McDowall le presentó a Dirk Bogarde, ambos eran homosexuales confesos y Deán se sentía muy a gusto con ellos, conversando, bebiendo y haciendo planes de futuro. Recuerdo que cuando llegué, ya muy tarde a mi casa, me los encontré a los tres totalmente borrachos, semi desnudos. Yo no soy ningún pastor de la iglesia en cuestiones de sexo, pero aquello no me gustó, me pareció algo fuera de lugar y al marcharse Roddy y Dirk, Dean y yo tuvimos una bronca bastante fuerte. Aquello fué el detonante de que James Deán comenzase a buscar una casa, y aunque me cueste confesarlo, el principio de un cierto distanciamiento, aunque me llamaba por teléfono con frecuencia. No podía prescindir de mí, me confesó su amor, lloró muchas noches, y me contaba sus aventuras con pelos y señales, era como intentando darme celos, cosa que nunca sucedió, porque no soy celoso, nunca lo fuí."

 

 

"Elizabeth Taylor que era por entonces su compañera en GIANT, me llamaba, contándome los problemas que estaba causando en el rodaje, y pidiéndome por favor que me acercase un día para calmarle. Les hacia la vida imposible, tanto a Rock Hudson, como a George Stevens y había momentos en que tuvieron que utilizar un doble para las escenas con Hudson, Deán se negaba a compartir plano con él, acusándose de "cerdo violador". Yo que estaba con las pruebas de LA CASA DE TE DE LA LUNA DE AGOSTO, y las grabaciones de las canciones de ELLOS Y ELLAS, no me quedó mas remedio que acercarme al desierto, en Texas y ver de cerca el comportamiento de Deán. Liz tenía razón, la imagen de mi amigo distaba mucho del hombre que era, estaba nervioso, como incomodo, continuaba fumando hierba y a pesar de estos inconvenientes, todavía me admira verle en el film, tenía la enorme cualidad de ser una cosa antes de grabar y otra muy distinta, al verle en el resultado final, hasta en ese pequeño detalle era idéntico a Marilyn. Intenté hablar con él, lo hicimos bajo aquel sofocante calor del desierto durante horas, y creo que mis palabras le llegaron, porque ya no volvió a dar problemas. Aquella fué la última vez que le ví, a los pocos días su Porche se estrelló violentamente en Paso Robles.....Lo demás, ya lo sabes....Fué terrible, algo muy fuerte y de lo que me costó años recuperarme." 

 

"Siempre me ha criticado Jack Nicholson mi dedicación absoluta hacia estos compañeros que compartieron conmigo aquellos años, él me contradice, me impide a veces realizar mas obras benéficas, me dice que llegará un momento en que mi cuenta bancaria no presente fondos y que debo ser fiel a mi nombre, centrarme mas en mi mismo, no dejarme ni influenciar por mis ex-esposas, o mis hijos. Jack dice que son buitres merodeando la presa con las uñas afiladas......Puede que tenga razón, Jack siempre tiene razón, nunca he conocido a un hombre como él. Puede que la imagen que da en la pantalla sea la de un desequilibrado, inconstante y despreocupado, pero te juro que es lo contrario. Angélica que compartió muchos años de su vida con él puede darme la razón, pero siempre me hago sordo a sus consejos y continuo siendo fiel a mi. Tanto Deán, como Monty, o la misma Marilyn son mis pasado y mi presente, no los puedo olvidar, les he amado mucho, les he necesitado y aunque ya no están, me acompañan y les consulto. Jack dice que necesito un psiquiatra, que mi obsesión por ellos no es normal, tal vez él no comprenda que Marlon Brando no sería lo que fué y lo que es, sin ellos, tal vez ahora no estaría trabajando en una película que han rechazado los mejores actores, por miedo, por pudor y yo en cambio, estoy dando al personaje de Paúl en EL ULTIMO TANGO..... todo lo que tengo, y no me importa salir desnudo, o que mi polla sea pasto de las masas, nada de todo eso me preocupa, en cambio no me deja dormir la injusticia y el hambre en el mundo, el llanto de un niño que no tiene nada que comer, eso si me lastima..... no puedo cambiar a las personas que me rodean. Sé que lo dice porque me quiere, como también está haciendo todo lo posible para que la biografía que me van a escribir, con el titulo de: "Brando, Las canciones que mi madre me enseñó", no hable de mis hijos y sus problemas. No se si le haré caso, aún queda mucho para meterme de lleno en ella..... Ahora que estoy trabajando con Bernando, él no hace mas que insistir en que improvise, en que describa a Paúl como Brando, como si fuese mi espejo.....¿Por qué se obstina la gente en querer que sea como no soy?, tú me conoces, sabes lo que me gusta y lo que nó. Yo no puedo cambiar, les dejo que opinen, pero seré siempre el que ves ahora, y me gusta que esta visión sea la definitiva, la que escribas en tus guiones cuando estés en Los Ángeles, quiero que me retrates como soy y no como quieren los demás que sea. Deán y Monty me conocían perfectamente, sabían que era como un padre siempre anhelante, dispuesto y preparado para cualquier peligro que les acechase. Pienso que de no haber sido así cuando ellos vivían, su vida hubiera sido mas corta, eso es algo de lo que me siento orgulloso, conocerles y compartir sus vidas, en cierto modo me ha hecho sentirme mejor." 

 

     

 

        

Hasta ahora he ido dejando que sus palabras fueran el único eco a mi trabajo, se lo debía y él seguramente me estará agradeciendo este esfuerzo, intentando unir comentarios, palabras, anécdotas.....desde donde esté vagando.

Poco mas puedo comentar de su amistad con James Deán, le ví traumatizado por el recuerdo, sobre todo cuando me contó el trágico final del actor y aunque habían pasado mas de diecisiete años de aquello, aún le dolía. No quise hacer mas hincapié  y cambiamos el tema de conversación. Paris daba para muchas otras historias y nos dejamos llevar como dos aves que vuelan al mismo ritmo.

Voy a añadir unos comentarios que me hizo, relacionado con el Actors Studio.....

 

 

"Un día, mucho despues de mi primer encuentro con él, presencié una audición de Deán en el Actors, apenas éramos amigos, pero le observaba con enorme curiosidad, iba de un lado a otro fumando, y casi siempre solo, salvo en ocasiones, cuando le veía acompañado de Pier Angeli. Yo no sabía nada de él, pero mi amigo Kazan me contó lo difícil que era y las muchas veces que estuvieron a punto de darle la patada por su comportamiento. Elia tenia el proyecto de dirigir varios films, uno era AL ESTE DEL EDEN, me habló de que yo interpretara al protagonista y lógicamente acepté, lo demás ya lo sabes....fué la película que lanzó a James y el que yo la rechazara a última hora, es algo que él supo después, cuando rodaba REBELDE SIN CAUSA, pero nunca me dijo nada. Creo que en el fondo, aunque me quería y deseaba sentirse como protegido por mi, llegó a envidiarme, no lo sé, una vez Elizabeth Taylor dijo algo referente a este tema, y cuando estaba cargado de hierba, decía que él era Brando y yo un imitador de baja calidad....

!Eran sus cosas!!

 

"Siempre me decía que lo mejor que había visto nunca en teatro fué mi interpretación en UN TRANVÍA LLAMADO DESEO, me confesó que para poder comprar un ticket en Broadway tuvo que pasar la noche con un viejo rico de Arkansas....Por aquellos años Deán rondaba muy cerca de la pobreza y utilizaba su juventud en los bares gay de la Quinta Avenida con bastante frecuencia, llegando a vender su cuerpo a un matrimonio muy conocido de la sociedad neoyorkina, realmente fueron los peores años de su vida, hasta que entró en el Actors....Admiraba a mi querida amiga Jessica Tandy y muchas veces, sin que él me viera, le sorprendía en el baño recitando frases de mi personaje de Stanley Kowalski, en UN TRANVÍA LLAMADO DESEO, yo creo que sentía envidia de mi trabajo, pero nunca me lo dijo. Cuando se estrenó la película, me comentó en varias ocasiones que Vivien me eclipsaba, que llenaba la pantalla ella sola, y que yo era su actor-consorte, una especie de Olivier, pero en malo, solía decirme. Había que tener con Deán mucha paciencia y quererle mucho para soportar sus manías, sus extravagancias y el desorden de vida que llevaba. Recuerdo una noche, era muy tarde y estaba agotado, pues había terminado tarde en los estudios, me desperté sobresaltado y allí le tenía ante mí, fumando marihuana, mirándome fijamente, sin decir palabra y completamente desnudo. Lo primero que se me vino a la cabeza fué que quería hacer sexo conmigo y estuve a punto de permitírselo, pero después de un rato sin moverse, sonrió y salió rápidamente de la habitación. Aquella escena nunca la comprendí y no hablamos de ello nunca mas, pero estaba claro. No se que habría sido de nuestra relación de haberme acostado con él, no puedo imaginarlo, pero seguramente hubiera sufrido aún mas."

 

"En una ocasión me pidió mucho dinero, me dijo que la productora de GIANT no le había pagado todavía una cantidad que solicitó a cuenta de su trabajo, y necesitaba urgentemente el dinero. Le pregunté el motivo, y claramente me dijo que quería comprarse un Porche Spyder 550, con el que quería sorprender a sus amigos gays, sobre todo a Roddy McDowall, el cual no le dejaba respirar tarde y noche. El actor pretendía que me abandonase definitivamente y se fuera a vivir con él. En el ambiente gay de hollywood a Roddy se le conocía como "La Madame", y no había un solo actor que no solicitara tarde o temprano sus servicios. Poseía un buen numero de jóvenes actores, dispuestos a todo con tal de conseguir la fama. Yo le dí el dinero y me arrepentido toda mi vida, ese coche fué el causante de su muerte, y MacDowall uno de sus instigadores, aunque en este punto Elizabeth Taylor, excelente amiga de Roddy nunca me ha dado la razón. Pero el caso es que aquel dinero sirvió para que se fuera para siempre."

 

"A veces voy a su tumba, no lo puedo evitar. Me disfrazo con unas gafas oscuras, una gorra y le dejo flores blancas. Hablo con él, porque sé que me escucha, pero tengo que alejarme rápidamente, porque un dolor fuerte me oprime... Siempre que voy me sucede lo mismo."

 

 

Siento que mi tiempo se está terminando, es por los que buscan información sobre el único rebelde sin causa que ha dado el cine, por los eternos buscadores de imágenes, datos, información y curiosidades, que hacen aún mas grande ese interés por este cine nuestro. Pero creo que hay mucho que averiguar todavía, no solo de Deán, sino de todos los que componen ese maravilloso mundo que tanto hizo y hace por nosotros, envolviendo nuestra existencia en un arco de triunfo donde van pasando películas, secuencias, frases, música, capitaneados por el estandarte dorado donde van cosidos con hilo de oro, los nombres de esos hombres y mujeres que nos hacen creer que la magia existe.

Creo humildemente haber cumplido un objetivo importante con este articulo, me siento un ser privilegiado y lo sé, aunque el recuerdo a veces no me deje ver con claridad. Siento que tal vez ahora se pueda conocer con mas profundidad la personalidad bipolar de este mito del Séptimo Arte, y si al menos sirve para que sus muchos fans, diseminados por todo el mundo, puedan alimentar sus conocimientos, y comprender lo que encerraba el nombre de James Deán, lo que sufrió viviendo un éxito tan corto, comparable a la velocidad misma de la luz que desprendía tan surrealista personalidad, puedo darme por satisfecho.......

Todavía en mi mente tengo muchas anécdotas y detalles de las larguisimas conversaciones que mantuve con Bran, son muchas horas, hasta que llegaba el alba, hablando y hablando sin parar, siento todavía ese acento entre mexicano, ingles y español, con su voz bronca haciéndose eco en mis jóvenes oídos, penetrando las historias que antes eran pura imaginación en mi mente de enamorado del cine y que iban tornándose realidad en los labios del mas grande actor que ha dado la pantalla. Resulta increíble que al cabo de tantos años algunas sean tan nítidas como la luz, y otras desgraciadamente se desvanecen irremediablemente, sin poder hacer nada. Pero juro ante los Dioses que volveré a dejar constancia de aquellos días en otro link, no puedo permitirme el lujo de que quede en el olvido tanto como supe y sé que él me lo está pidiendo, y así lo haré, como la protagonista de aquel lienzo de Leonardo Da Vinci, que fué testigo de nuestro primer encuentro, porque noto aún su mano sobre mi hombro y ello me hace sentirme un hombre afortunado. Ahora veo con claridad lo que el cuadro al óleo sobre tabla de álamo de 77 x 53, quería trasmitir con su enigmática y bipolar sonrisa......

Ahora lo comprendo perfectamente.

Siento en mi una sonrisa agradecida, envuelta sobre el mar y la arena fina de una isla llamada Tetiaroa

 Noto su satisfacción por mis recuerdos.

 

 

"LA ÚNICA GRANDEZA DEL HOMBRE ES SU INMORTALIDAD" 

Y se fué como un "GIGANTE"....Hacia la inmortalidad.